MIRAR AL FUTURO, APRENDIENDO DEL PASADO

DESCE1

Pasaron los años de gloria, la borrachera de títulos, el gran momento donde Arsenal se sentaba en la mesa de los “grandes”. Amparados por el gran Don Julio, quien conocía como nadie el negocio fútbol, quien siempre estaba atento al mundo Arsenal, dando una mano para la llegada de jugadores y técnicos, para que los sponsors vinieran a Sarandí, para que el Arse tuviera su lugar en la AFA.
Pero como todo en la vida, todo se termina en algún momento, y si no se supo capitalizar la época de bonanza, la cosa se pone difícil.
Ya sin Don Julio, Arsenal perdió peso en AFA, ya fue difícil conseguir sponsors, jugadores, y se apostó erróneamente desarmando un plantel (que era caro mantener, pero se podría haber buscado otra manera) que nos había llevado lejos, dejando jugadores libres, con algunos litigios económicos (recordemos como termino el ciclo Alfaro amigos), con idolos yéndose por la puerta del fondo.
Se apostó a un gerenciamiento que nos dejó todavía más hundidos económicamente, porque Bragarnik trajo un rejuntado (todo lo que le sobraba de otros equipos) y así fue muy difícil armar un equipo competitivo. Se rifaron 3 años (4 torneos) y la conclusión es el descenso.
No hubo siquiera una autocrítica sincera en estos años de parte de la dirigencia de Arsenal. Sabemos que es difícil manejar un club, pero cerrando la estructura interna, alejando socios, no permitiendo el recambio, quitando actividades deportivas, etc, así era obvio que el club iba a ir camino hacia su descenso.
Los técnicos, sin nivel que se trajeron, tampoco aportaron nada. Solo Rondina (en sus dos ciclos) pudo enderezar un poco el barco, pero fue “el canto del cisne”. La soberbia de muchos fue la condena de Arsenal.
Rodeados de gente obsecuente, que no permite la disidencia, ni la voz de la crítica, así los dirigentes del club (me consta también de alguna interna) quedaron atrapados en un mar de indecisiones (o malas decisiones) que desembocaron en un presente impensado hace 4 años atrás.
Se perdió, por lejos, armar una institución modelo, cuando las mieles de la gloria deportiva nos llenaba la panza. Porque era el momento de dar el salto hacia adelante, y no quedarse con lo que se había obtenido.
La pesada herencia del gerenciamiento, lo vamos a seguir padeciendo durante varios años más, porque ahora en la B Nacional, con menos recursos, el pago de las deudas será cuesta arriba.
Quizás, los dirigentes están pensando en otro gerenciamiento, o en la apertura de las Sociedades Anónimas Deportivas, para salvar financieramente al club.
Yo les diría, que abran el club, no le tengan miedo al socio e hincha, faltan ideas renovadoras, convoquen de verdad a una asamblea, necesitamos “aire fresco” en las estructuras….
Siempre fuimos un club chico, donde las monedas se contaban y donde nunca se gastó de más.
Quizás es tiempo de volver a las fuentes, antes que terminemos siendo solo un recuerdo.

Hasta la próxima.

VAMO EL ARSE.

Anuncios

DEBEMOS PENSAR EN EL FUTURO

cropped-arsenal-campeao1.jpg

Ayer, Arsenal dio quizás el paso final hacia el descenso, perdiendo ante un rival directo. Si ya las cuentas, no nos cerraban antes de este partido en Bahía Blanca, ahora la cuestión es que ni un milagro nos salvará.
Triste es la realidad, pero peor es no querer verla. Un manojo de desaciertos, desde la salida de Gustavo Alfaro, allá a mediados de 2014, nos llevó a esta situación, que para mí, y la mayoría es totalmente irreversible.
Lo que no es irreversible, es pensar en lo que viene: el Nacional B. Un torneo deficitario por si solo, donde los equipos año tras año, se van endeudando dentro de una estructura que hace imposible poder tener rédito económico.
Es que la segunda categoría (armada allá en el lejano 1986), se hizo inviable para la mayoría de los equipos metropolitanos. Vemos como Quilmes (un histórico del ascenso y con una infraestructura digna de Primera División), se desangra por no descender a la B metro, envuelto en internas y una deuda millonaria. Vemos otros, como Ferro, que solo pueden sostenerse y no se sabe hasta cuando. Por eso se escuchan voces que piden una reestructuración urgente.
La miopía de los dirigentes del interior, con el solo afán de aprovechar algún viento de cola para ascender, también los va a arrastrar a la ruina económica y deportiva.
Mientras tanto, Arsenal se debate entre lo que fue y lo que vendrá. Con un equipo diezmado anímica y futbolisticamente. Ya no nos dan las cuentas, y solo hay que esperar el desenlace final.
A pesar de todo, confiamos en el proyecto del Huevo Rondina, el de forjar jugadores del club para lo que viene, que será durisimo.
No sabemos si podremos mantenernos en la B Nacional, o pasaremos directo a la B Metropolitana, porque los ingresos televisivos casi que son irrisorios, amen que poder armar un plantel competitivo seguramente quedará lejos de nuestro alcance.
Hablar de responsables, ya lo hicimos varias veces, desde que la crisis se hizo presente, porque cada uno sabe que parte le corresponde en este lío institucional y deportivo.
Lo único que apostamos, es que se bajen del egocentrismo, y piensen en el bien común del club. Es lo único que pedimos desde VAMO EL ARSE.

Joaquin Oscar Carrizo, socio de Arsenal,  y editor de VAMO EL ARSE.

UNA DERROTA DOLOROSA

Por Joaquin del Arse.

Parece que el destino se empeño en jugar en nuestra contra. Parece que por mas esfuerzo y ganas que le pongas, nada saldrá bien. Parece que a pesar de todo, Arsenal tiene la mala suerte encima.
Ayer, en Rosario, se vio un equipo diferente, con mas movilidad y resto fisico. Que hasta se animo a ir a buscar el partido y tuvo sus situaciones (mal resueltas), como para dar vuelta el marcador. Pero tambien se vieron las mismas falencias defensivas, que a la postre, determinaron la derrota, que injusta (por lo realizado por Arsenal) termino demoliendo los animos del plantel, y mas que nada del pibe Lomonaco (tuvo un aceptable partido, con dos chances de gol, las cuales no supo resolver debido a su falta de experiencia en el alto nivel, y lamentablemente, fue el factor definitivo del segundo gol de la Lepra, al errar el despeje dentro del area grande).
Rondina se esforzo, junto a su cuerpo de colaboradores, en darle al equipo un estado fisico completo, y eso se noto ayer, porque a pesar de la intensidad del segundo tiempo, se termino en buena forma. Los cambios realizados fueron correctos y pensados para ir a buscar el triunfo, cuando se avizoro que Newell´s estaba dudando en como cerrar el partido.
Gran despliegue de Antilef, quien fue la figura de Arsenal, junto al versatil Lucas Wilchez y la seguridad que Santillo aporto en el arco (no tuvo la culpa en los goles, y si tuvo varios aciertos debajo de los tres palos). Lo mas flojo fue la linea central entre Curado y Monteseirín (fallo en la marca en el gol de Leal), y la poca recuperación de Velázquez en el medio campo.
No se puede pedir demasiado, ayer Arsenal dio muestras de estar vivo, pero el futbol es cruel. En un solo descuido, te vas sin nada, y ayer ese fue el resultado.
Hay mucho mas para trabajar, quedan solo 14 partidos, y el proximo domingo ante Gimnasia (en el Viaducto) es fundamental ganar o ganar.

Newell’s 2: Nelson Ibáñez; José San Román, Bruno Bianchi, Varela, Ferroni; Héctor Fertoli, Juan I. Sills, Rivero, Joaquín Torres; Brian Sarmiento; Luis Leal. DT: Juan Manuel Llop. 
Arsenal 1: Pablo Santillo; Emiliano Purita, Marcos Curado, Facundo Monteseirín, Claudio Corvalán; Sergio Velázquez, David Drocco, Gabriel Alanís; Alejo Antilef, Lucas Wilchez; Sebastián Lomónaco. DT: Sergio Rondina.
Goles: 61’ Leal (NEW), 63’ Antilef (ARS) y 92’ Varela (NEW).
Amonestados: 23’ Velázquez (ARS), 29’ Corvalán (ARS), 48’ Wílchez (ARS), 65’ Varela (NEW).
Cambios: 68’ Milo x Alanís (ARS), 71’ Cabrera x Torres y Bernardello x Rivero (NEW), 78’ Rolón x Velázquez (ARS) y D. Rodríguez x Sarmiento (NEW), 80’ Quintana x Wílchez (ARS).
Estadio: Coloso Marcelo Bielsa
Árbitro: Nicolás Lamolina

RONDINA PROMETE DAR PELEA HASTA EL FINAL

Huevo

Reproducimos la nota brindada por Cronica Web, donde el Huevo Rondina indica que a pesar de la dificil situación deportiva, confia en dar pelea por la permanencia.

Por Leonardo Schwarz
@Leo_Schwartz

Para colmo, los números (anteúltimo en los promedios) no son el único karma, ya que futbolísticamente tampoco brinda garantías que ilusionen con lograr el objetivo. Y en ese contexto desalentador apareció Sergio Rondina, histórico de la institución que no se sintió amedrentado con la tabla más temible de todas y llegó para darle una mano a un club que aprecia en demasía.

Por eso, en un mano a mano con Crónica, el Huevo contó sus sensaciones a los pocos días de haber arribado, sus anhelos para 2018 y su relación con los Grondona, entre otras cosas.

-¿Cómo te estás preparando?
-Estoy diagramando cómo va a ser la pretemporada, viendo partidos y terminando de conocer a algunos jugadores que integran el plantel. Quisiera que llegue el 3 de enero y ponerme a trabajar.

-¿Podés hacer una evaluación previa y ya pensar en refuerzos?
-No tengo mucho tiempo, 20 días después de dirigir mi primera práctica arranca el torneo. Sabemos que necesitamos dos o tres refuerzos, que van a depender de la economía del club. Estamos complicados, veremos también quiénes emigran y qué presupuesto hay para sumar caras nuevas.

-¿Por qué agarraste?
-El motivo es porque vuelvo a dirigir en Primera y en un club que me dio mucho. También el interés que me mostraron la dirigencia y los hinchas. Eso hizo que la decisión no fuera pensada. Vamos a ponerle el pecho para salvar a Arsenal. Pero eso no sólo dependerá de mí, sino también del compromiso de los jugadores, de los dirigentes y de los hinchas.

-¿Hablaste con los Grondona?
-Tengo una gran relación con los dos. Estuve reunido con Julito y hablamos continuamente; con Humbertito todavía no, pero seguramente lo haré. Confío plenamente en los jugadores que él eligió en su momento, porque no tengo dudas del ojo que tiene él. Espero que conmigo rindan lo que no pudieron dar con él y que se potencien.

-¿Te da miedo el descenso?
-No, para nada. Sé que -más allá de la situación complicada- todavía hay oxígeno en el respirador
y vamos a dar pelea. Pienso en positivo.

-Además vos sabés lo que es pelear la permanencia, ya lo hiciste como jugador…
-Sí, jugamos una promoción con San Miguel cuando era futbolista en Arsenal. Ahora tengo la responsabilidad de conducir, por eso tengo que estar tranquilo, necesitamos que las tormentas no nos hagan flaquear, ir partido a partido, sumar mucho y esperar cómo les va a los rivales que
están peleando por lo mismo. Pero, para poner en aprieto a los demás, tenemos que sumar mucho.

-¿Importan las formas para la adquisición de resultados?
-Una cosa es ser vistoso y otra efectivo. Nosotros tenemos que ser un equipo efectivo, ponernos el overol y si el partido permite jugar de galera y bastón, bienvenido sea. Pero Arsenal siempre se caracterizó por jugar con el overol puesto.

-¿Por qué cayó tanto Arsenal en los últimos años?
-Al no estar en el club, mucho análisis no puedo hacer, porque no conozco los pormenores. En mi caso viví 6 meses muy buenos con la clasificación a la Sudamericana, pero después el equipos se desarmó y no se reforzó a la altura de lo que requiere una Primera división.

UNA REALIDAD QUE GOLPEA EL ALMA

cropped-arsenal-campeao1.jpg

Por Joaquin del Arse.

Ya no tenemos excusas ni palabras para hablar sobre el negro panorama que hoy tiene Arsenal, en cuanto a sus chances de permanecer en la Primera División. El equipo no encuentra su rumbo, el técnico no hace autocritica ni da un paso al costado, y desde la dirigencia nadie, pero absolutamente nadie, toma el control del caso, quizás por propia decisión de dejar que el barco se hunda de una buena vez, pero esa postura es totalmente reprochable.

No interesa acá, lo que piensa el socio ni el hincha común. Arsenal es como un enfermo terminal, al que se lo esta velando con la anticipación de saber su muerte, nadie apela al sentido común de terminar con este circo.

Arsenal durante toda su vida, estuvo forjado por la prolijidad y por saber bien hacia donde se iba. Nadie puede venir a argumentar sobre deudas u otras yerbas, porque históricamente, nunca nos sobro un mango, siempre fue por un grupo de voluntades, quienes mes a mes ponían la plata para tapar los agujeros.

Y si es totalmente reprochable, que en el momento de máxima gloria, nadie se animo a dar un paso mas hacia adelante, para agrandar al club, y llevarlo a una posición mas cómoda, en cuanto a lo social y financiero. Se tomaron decisiones que hoy estamos pagando con un descenso anunciado

Y nos interesa mucho, que va a pasar en la B Nacional, un campeonato durisimo tanto en lo deportivo como en lo económico. Si ya estando en el circulo máximo, no podemos ser sustentables, menos lo seremos en un torneo que solo registra déficit y una chance de volver inexistente para nosotros, salvo que aparezca algún mecenas, pero ya sabemos que sucede cuando la cosa no funciona bien.

Ayer, el equipo fue nuevamente una sombra, una lagrima, un desastre.

Solo pedimos que se hagan cargo de esto, los que se tienen que hacer cargo, partiendo desde el presidente, la comisión directiva, jugadores y cuerpo técnico.

Arsenal merece respuestas.

MÁS QUE UN CABARET……

Jamás en la vida, después de tantos años de ir a la cancha, de sufrir y alentar, de tocar la gloria y abrazar las copas… jamás, ni en los peores sueños, surgió algo parecido a lo que estamos viviendo en Arsenal.
Los contreras siempre decían: “Cuando se muera Grondona, ustedes desaparecen”… era la voz popular de todo aquel que no quería al Arse… amigos, conocidos, desconocidos, periodistas y pseudoperiodistas… algo que el “ambiente futbolístico” repetía hasta el cansancio.
Y un día Don Julio no estuvo más, dejó vacío el poder que supo sostener durante tres décadas, fiel a su estilo, con decisiones polémicas, pero con la sabiduría de un hombre que vivió 100% para el fútbol argentino.
Muy lejos quedaron sus “herederos”, casi como una caricatura de lo que es ser un dirigente. Lamentablemente, Arsenal hoy sufre la ausencia del número 1, y se hace carne los designios de todos aquellos que decía.. “Cuando se muera Grondona….”
Pensé que estaban equivocados, que era pura envidia, parte del “folclore futbolístico argentino”… pensé que sus sucesores aprendieron de él… pensé que Arsenal podía sobrevivir sin Don Julio… pero pensé mal…
En estos años, vemos que nuestro club va en picada, pero por propios errores, porque nadie les puso una pistola en la cabeza a los que mandan, para tomar todas las decisiones equivocadas que tomaron.
Suelen decir, que ellos son los que ponen la plata, que son los que deciden porque nadie se quiere hacer cargo, que si vino el empresario a poner la guita (Y se llevó el triple) es porque nosotros los socios e hinchas no nos acercamos al club a colaborar, que se debe mucho dinero y que el club es inviable.
Claro, es inviable, porque en el momento de gloria, no se hizo nada para atraer nuevos socios, no se hizo nada para crecer socialmente, no se hizo nada para proteger o retener a los que ya eran socios o iban a la tribuna…. suelen decir que no se llena la cancha.. ¿como diablos quieren que se llene con los escuálidos resultados obtenidos?, la gente no es zonza, y ve hace rato el desmanejo que existe en el club.
Te amenazan diciendo que es fácil hablar desde afuera, pero cuando te acercas, no te dan ni la hora… Claro, tienen la sartén por el mango.
Es triste la realidad, mientras que deportivamente la cosa va camino al descenso, mientras que socialmente no existimos… debemos ser el único club de primera, que ganando 5 títulos, retrocedió socialmente. Una imagen que vale por más de mil palabras.
Ahora resulta que los medios partidarios somos “los contras”, “el eje del mal”, entre otras pavadas que andan diciendo… resulta que ahora “no se puede insultar”…  resulta que ahora “los jugadores se sienten hostigados y reaccionan mal”… Resulta que resulta que ya no saben que mas decirnos, porque no encontramos al presidente, al vice, a ninguno pesado de la CD, y el único que sale a hablar es Humberto (con el grotesco de ayer, “me voy, me quedo”), quien deberia dar mas explicaciones por el colapso futbolístico de un plantel que él mismo armó. Y en medio de todo esto, la gente que se impacienta, pero que también se encuentra dividida, por opiniones contrapuestas…
El futuro, si no media un milagro divino (Y no soy creyente, disculpen), es el descenso, y acá radica mi mayor preocupación… Si en Primera División A, no nos podemos solventar el fútbol, ¿como vamos a hacer en la B Nacional?… yo creo que nos vamos derecho a la B Metropolitana y ahí vegetamos… y ojo, no vaya a ocurrir que estos “iluminados, que tienen la razón” terminen abandonando el barco y bajando la persiana, por considerar “inviable el club”.
A estar atentos entonces…

Joaquín Oscar Carrizo

UN TRISTE EMPATE ANTE TIGRE

Fue un 0 a 0 insulso, aunque Arsenal comenzó mejor y como de costumbre, se fue desdibujando hasta quedar expuesto a los ataques de Tigre, que falló en la definición y en la efectividad. Fue empate, porque el visitante no tuvo contundencia, y porque el local se aferró al milagro.

Arsenal: Santillo; M. Rolón, Monteiserín, Cardozo, Corvalán; Ferreyra, Carrera, Milo, Wilchez; Mosquito, Contreras. Cambios: ST, 18m Drocco por Milo; 27m Purita por Mosquito, 32m Velázquez por Ferreyra. Suplentes: Velazco, Papa, Bella y L. Rolón. DT: H. Grondona.
Tigre: Crivello; Caire, Niz, Bojanich, Abero; Menossi, Spinaci, Mansilla, Janson; Passerini, Luna. Cambios: ST 14 Pérez por Luna, 24m Stracqualursi por Janson, 32m Chacana por Passerini. Suplentes: Chiarini, Rodriguez, Chao y Imperiale. DT: C. Lombardi.
Amonestados: Abero y Spinaci (T).
Árbitro: Patricio Loustau.
Estadio: Arsenal

ARSENAL NO PUEDE TORCER SU DESTINO

1027_argentinos_arsenal_g2_fb

Por Joaquin del Arse.

Lamentablemente debemos volver a hablar de una derrota, y ante un rival directo por la permanencia (que con este triunfo, se pone a tiro de la punta del torneo). Anoche, Arsenal comenzó con su mejor cara, y rápidamente se puso dos goles arriba en el marcador, jugando un fútbol de alto vuelo pero….
Apenas Argentinos se dio cuenta que lo del viaducto era solo pasajero, aumento la presión y fue en la búsqueda del gol. Y como es sabido, termino igualando el primer tiempo, con dos cabezazos, producto de “pelotas paradas”, donde se exploto la debilidad de la defensa del Arse. Increíble, porque parecía el partido liquidado en los primeros veinte minutos, y luego ya pensábamos como resistir al local.
Y así fue, porque el Bicho siguió atacando, explorando cada punto débil, y encima de males, Humberto hizo nuevamente cambios tácticos incomprensibles para todos nosotros. Resultado? tercer gol del local, nuevamente con pelota parada, y a llorar a la iglesia, como decía mi viejo.
Arsenal es un alma en pena, no se observan cambios radicales, el poco trabajo que se realiza durante la semana, evidentemente no alcanza para nada, y no obstante, el técnico quiere seguir su lucha quijotesca, pero lo que no se quiere dar cuenta, es que hunde al Arse cada vez mas en el descenso.
No resulta extraño que se pierda, partido tras partido… no resulta extraño que el destino nos marque el descenso de categoría, ya que se dilapido 1/3 de torneo, y esta a la vista, que se tendría que realizar una remontada histórica, para obtener el puntaje necesario y así evitar la perdida de la Primera División.
Si me pongo a pensar mas profundamente, creo que nadie en el mundo Arsenal (despojado de fanatismo) piensa en la salvación, y dan por sentado, que el destino nos alcanzó definitivamente.

SINTESIS

Argentinos Juniors: Lucas Chaves; Jonathan Sandoval, Juan Camilo Saiz, Joaquín Laso y Gonzalo Piovi; Francis Mac Allister, Fausto Montero y Alexis Mac Allister; Javier Cabrera, Nicolás González y Braian Romero. DT: Alfredo Berti.
Arsenal: Pablo Santillo; Sergio Velázquez, Facundo Monteseirín, Facundo Cardozo y Claudio Corvalán; Germán Ferreyra y Emiliano Papa; Leonardo Rolón, Lucas Wilchez y Federico Milo; y Mosquito. DT: Humberto Grondona.
Goles en el primer tiempo: 5m. Monteseirín (Ars), 17m. Mosquito (Ars), 31m. Sandoval (AJ) y 36m. Damián Batallini (AJ).
Gol en el segundo tiempo: 37m. Leonardo Pisculichi (AJ).
Cambio en el primer tiempo: 35m. Batallini por González (AJ).
Cambios en el segundo tiempo: 13m. Ramiro Carrera por Mosquito (Ars), 17m Maximiliano Calzada por Papa (Ars), 19m Pisculichi por Francis Mac Allister (AJ), 35m Mauro Quiroga por Romero (AJ) y 36m Emiliano Purita por Wilchez (Ars).
Amonestados: Laso (AJ); Ferreyra, Cardozo, Velázquez, Milo (Ars).
Árbitro: Ariel Penel.
Estadio: Diego Armando Maradona (Argentinos Juniors).

En la primera jugada de riesgo Arsenal llegó a la apertura del marcador, tras un muy buen remate de media distancia de Monteseirín que se metió en el ángulo superior izquierdo del arco de Lucas Chaves. Y a los 17m. Lucas Wilchez habilitó muy bien a Mosquito por derecha, quien “picó” la pelota ante la salida de Chaves. Arsenal se apoyó en las llegadas que generaron Federico Milo, Wilchez y Mosquito, pero cuando parecía que Arsenal se llevaba por delante a Argentinos Juniors el local tuvo reacción y aprovechó las pelotas paradas. Así a los 31m. llegó el descuento, tras un tiro libre de Gonzalo Piovi y un buen cabezazo de Sandoval que se metió junto al primer palo de Pablo Santillo. Y cinco minutos después otro centro desde el mismo sector de Alexis Max Allister fue conectado de cabeza por el recién ingresado Batallini y la pelota ingresó por medio del arco. En la segunda parte arrancó mejor Arsenal, y a los 3m. estuvo cerca de desnivelar con un pelotazo desde afuera del área de Sergio Velázquez que pegó en el palo. En la respuesta dos veces probó Alexis Mac Allister con remates apenas desviados y más tarde Santillo le tapó el remate cruzado a Piovi. Argentinos fue el que intentó llegar al triunfo, ante un Arsenal que no quiso arriesgar, y la insistencia tuvo su premio: Pisculichi lanzó un tiro libre “envenenado” que nadie tocó y la pelota se metió en el arco de Santillo. Con la victoria, Argentinos Juniors llegó a las 13 unidades y, con Colón de Santa Fe, es escolta del líder Boca.